¿Alguna vez te has preguntado si eres un buen padre?

Chocomamás

Ser mejores padres: cómo mejorar nuestro rol de papás en casa

¿Cómo ser buenos padres? ¡Seguro te lo has preguntado! Desde el primer momento en que sabemos que un hijo(a) llegará a nuestras vidas y que ejerceremos la difícil misión de acompañar, apoyar, fortalecer y desarrollar sus pasiones, el miedo y las dudas nos abruman, especialmente, si somos mamás o papás primerizos.

¡Tranquilos, papás! Es algo normal sentirlo, ser padres es un reto que conlleva nuevos aprendizajes y por ende un gran crecimiento personal. Por eso, en este artículo, te contaremos algunos consejos y tips para que te conviertas en un mejor guía o modelo a seguir para tus hijos.

Recuerda que es fundamental que escuches, aprendas y te autoevalúes, sin embargo, nadie debe imponerte cómo educar o acompañar a tu hijo. La crianza es un proceso autónomo que seguro será mucho más fácil con la asesoría de un experto o voz amiga, pero finalmente, quien hace su camino en esta importante misión, eres tú.

Seguro ya habrás comprendido que la manera en que tu mamá o papá te educó en décadas pasadas, no es necesariamente el modelo que debes implementar con tus hijos. Los tiempos cambian y seguramente haz interiorizado comportamientos que puedes implementar en tu propio proceso.

A continuación, te compartimos algunos consejos que puedes considerar en tu papel como padre; es importante que los adaptes a tu situación y relación con tu hijo (la cual es única), y seguir aprendiendo de este proceso. Recuerda que este es un compromiso de vida; por eso, cómo ser mejor mamá o papá es una pregunta que debes hacerte con frecuencia. ¡Iniciemos!

  1. Tiempo de calidad: ¡trabajo y más ocupaciones! Seguramente piensas que para darle una mejor calidad de vida a tu hijo, debes tener un gran ingreso económico y eso se traduce, generalmente, en una carga laboral más fuerte.Aunque tener un salario digno y acorde a las necesidades de tu núcleo familiar es fundamental, ¿te has puesto a pensar que también es de suma importancia dedicarle momentos de calidad a tus hijos? No se necesitan regalos lujosos o llevarlos a parques de atracción costosos para verlos sonreír. Con dedicarles un par de horas diarias y una gran parte del fin de semana, sin interrupciones ni preocupaciones, seguro reforzarás el lazo que tienen. Ellos entenderán por sí mismos el valor del tiempo en familia y verán en ti a alguien con quien divertirse.
  2. Tómate el tiempo de explicarle las cosas como son: tenemos el imaginario que todo lo que le explicas al niño debe estar cargado de magia y colores. Pero antes de contarles siempre un cuento con un final feliz para detallar una realidad, debes analizar cómo explicarle las cosas alineadas a los hechos. Hazlo en un punto intermedio: ni tan crudo para generar miedo o frustraciones, ni tan fantasioso para no distinguir qué es cierto y qué no.Un lenguaje cercano, amigable y positivo, será una manera asertiva de hacerlo. Antes puedes preparar un discurso, analizar las palabras que usarás, poner en práctica la empatía y buscar referentes que le sean cercanos y amigables. ¡Verás cómo desde casa el niño empieza a tomar posturas críticas a medida que pasa el tiempo!
  3. Evita el “porque sí”: la curiosidad es una constante en los niños y como padres lo ideal es fomentarla. Si tu hijo tiene preguntas sobre algo y tú no tienes la respuesta en el momento, pueden buscarla juntos en internet: Google y Youtube son dos aliados que debes tener presente en este camino.Por otra parte, si te pide argumentos sobre por qué no lo dejas hacer lo que él quiere, con una corta explicación que vaya más allá del “porque soy tu padre”, hará que comprenda mejor las cosas y empiece, por sí mismo, a identificar lo que es peligroso o malo de lo que está bien.
  4. Respira, ¡cuenta hasta 10!: una pataleta en pleno centro comercial o en medio de un estrés laboral suele desatar en ti episodios de rabia, frustración y tristeza, ¡no está mal tenerlos! El reto es cómo los afrontas.Gritar o reprender fuertemente en público a tu hijo, puede generarle miedo o iniciar una lucha de imposiciones que terminarán en llantos más fuertes. Tómate el tiempo, cuenta hasta 10, y analiza en silencio cuál es el motivo del episodio y cómo puedes ayudarlo a que se calme. Verás que al respirar, puedes decirle de manera amorosa y asertiva lo que piensas.Esto no quiere decir que no debas sancionarlo cuando creas que es necesario. En este video te damos algunos consejos de cómo hacerlo de manera correcta.
  5. Dale ánimos y la mejor energía: felicítalo en sus logros, aplaude sus avances y dile siempre palabras que lo motiven a seguir haciendo lo que le apasiona. Un abrazo, un beso, un “hijo, te amo”, siempre será una muestra de que las cosas marchan bien. ¡Verás cómo replica este tipo de actos con las otras personas!
  6. Escúchalo con frecuencia: ¡sin juzgar! Promueve espacios en los que él pueda contarte las cosas que siente y cómo ve el mundo. Aquí él no espera un regaño o una orden, por el contrario, quiere que lo escuches y aconsejes, puedes usar frases como: “en tu caso haría lo siguiente…”, “recuerda que estoy para apoyarte, pero deberías pensarlo mejor”. Si hay algo en lo que estás en desacuerdo o crees que no es el deber ser, ten presente el punto dos de esta lista.En este link te dejamos algunos consejos para que tu hijo te diga la verdad y fortalezcan lazos de confianza.
  7. ¡Impulsa sus pasiones!: como padres, no hay mayor felicidad al ver que tu hijo está disfrutando lo que hace. Acompáñalo en sus pasiones, celebra sus logros, apóyalo y dale ese impulso que necesita para crecer en eso que tanto le gusta. ¡Verás cómo te lo agradecerá en un futuro cercano!Para conocer más del tema, puedes leer este artículo.De igual manera, puedes hacer este test, el cual te dará guías valiosas para el desarrollo de las pasiones de tus hijos.

Ten presente que siempre puedes acudir a un profesional para recibir consejos y acompañamiento en esta osadía de ser padre. ¡Una voz experta nunca sobra! Y por supuesto, ya sabes que cuentas con Chocolisto para alimentar lo mejor de ti y acompañar a tus hijos en momentos de felicidad y de una manera muy nutritiva.

Estamos para leerte y acompañarte. ¡Cuéntanos cómo han sido tus experiencias en el rol de padres y cuál es el mayor aprendizaje en el proceso! Déjanos tus comentarios en nuestras redes sociales: Instagram y Facebook.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

6 juegos para niños no deberían pasar de moda

Chocomamás

6 juegos para niños que no deberían pasar de moda

Si estás leyendo esto y reconoces al menos 4 de estos 6 juegos es porque…

Leer más
Actividades choco mamas

Chocomamás

Las actividades extracurriculares

Todos los padres en algún momento hemos llegado a la pregunta, ¿A qué clase extracurricular…

Leer más
Mitos sobre el chocolate

Chocomamás

5 mitos y verdades sobre el chocolate en la nutrición de tus hijos

Como madres nos preocupamos por darles gusto a nuestros hijos con sus alimentos favoritos, pero…

Leer más

Recibe en tu correo
tips de nutrición para tus hijos